Dale alegría y vitalidad a tu hogar con puertas de color amarillo, ¿te atreves?

Si estás cansado del color que tienen tus puertas, ¡dale un giro a la decoración de casa y píntalas! Abre tus puertas al color y… ¿por qué no atrevernos con un color vivo y divertido? El amarillo es luminoso, alegre y, además, en su tonalidad mostaza está de plena actualidad.

Para una puerta de entrada nos parece toda una declaración de intenciones. Cuando los invitados lleguen a casa su primera impresión será de optimismo, buen rollito y calidez que son los valores que transmite este color.

De hecho, el Feng Shui recomienda pintar la puerta de entrada en amarillo si da al sur para canalizar la energía positiva ya que se trata de un color que fomenta la agudeza mental, además de aportar felicidad y bienestar.

Y si dudáis por la dificultad de combinarlo, olvidaros de esa excusa. El amarillo combina perfectamente con una gran gama de colores como, por ejemplo, marrones, grises, metalizados, tonos neutros y, por supuesto, el blanco.

¿No es el amarillo un color que os pone una sonrisa en la cara? Así que animaros con él en vuestras puertas y seguro que llena vuestro hogar de alegría y vitalidad.